El árbol del paraíso

1
5526912925_a9855d88a6_z

El chocolate está preparado a base de semillas de cacao, que se recogen del árbol del cacao ó cacaotero que pertenece a la familia de las Esterculiáceas. El naturalista Carl von Linneo designó a este árbol del paraíso, siempre verde, con el nombre de Theobroma cacao <árbol del cacao>

A lo largo de más de mil años los indígenas vinieron señalando en sus cuentos que los dioses eran los únicos que merecían disfrutar de sus frutos.
Es posible que casi nadie de los que comen chocolate conozca la belleza del cacao que, originariamente, crece en las exuberantes selvas de América Central y del Sur, en ambos lados de Ecuador.

El cacao apareció por primera vez en las selvas tropicales a orillas del Amazonas, en América del Sur y luego se llevó a México y a Costa Rica. En la actualidad, estos árboles se cultivan en un perímetro de 20º al norte y al sur del ecuador.
La palabra “chocolate” deriva del término azteca xocoatl, que significa bebida amarga. El emperador azteca Moctezuma utilizaba la bebida en la religión, y las semillas servían de monedas (los aztecas les dieron el nombre de cacahuatl) con las que las provincias conquistadas pagaban los impuestos a los soberanos aztecas.
Desde la antigüedad, el chocolate se ha asociado con el placer, la pasión, la energía e incluso con una mejor pontencia sexual.De hecho, las bebidas de chocolate que preparaban los aztecas eran muy apreciadas como complemento nupcial.
La tradición recoge que Moctezuma era conocido por beber chocolate todo el día y siempre, antes de entrar en el harén, se bebía una jarra de chocolate. Gracias a sus propiedades los guerreros aztecas también comían chocolate para coger fuerzas antes de las campañas militares.
Por supuesto, el chocolate que usaban los aztecas cuando los primeros europeos llegaron a América Central era muy distinto al que nosotros conocemos.Era un brebaje amargo preparado con las semillas del cacao. El fruto se ponía en una olla de barro cocido y se secaba al fuego. Después, las semillas se trituraban entre dos piedras hasta dejarlas como harina. Esta especie de harina se ponía en otra vasija, donde se remojaba gradualmente con agua, y a la que se añadía chili ó pimiento largo. El líquido resultante se podía espesar con harina de maíz hasta el punto de poder darle forma de pastel, si era necesario. De este modo, el chocolate se podía tomar como bebida, se podía comer como galleta o como una especie de copos de avena.
El cacao como bebida llegó a Europa cuando Colón y Cortés entregaron unas semillas al rey de España entre 1502 y 1528. Los españoles le añadieron azúcar y canela y lo calentaron para que tuviera mejor sabor. Mantuvieron esa bebida en secreto durante un siglo, mas o menos. Más tarde, se introdujo en Francia, y hacia 1657, en Inglaterra y en las colonias holandesas y británicas de América del Norte.

1 comentario

  1. Responder Dani 29 abril, 2008

    Muy interesante Esther…he visto ese arbol en mis sueños rebeladores…oooh, ¿estaba viendo la peli esta del Lloni Dip?.
    Sea como sea muy buena tu detallada historia chocolatera.

Dejar un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.